Foro Cristiano Sermones y Predicaciones Cristianas
Bienvenido, para acceder a materiales solo registrate, no es necesario que crees temas , respetamos cualquier enfoque teologico esto, para motivar el estudio biblico personal, por favor lee brecemente las reglas de este sitio

Cash Luna - Administrando el Poder de Dios

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Cash Luna - Administrando el Poder de Dios

Mensaje  PREDICADOR el Mar Mar 13, 2012 6:28 pm

Cash Luna - Administrando el Poder de Dios

Si quieres unción debes demostrar que eres responsable para administrar el poder que Dios pueda darte. Estábamos en México y fuimos testigos de un milagro impresionante. Una niña llamada Magali tenía una insuficiencia renal tan fuerte que su piel hedía porque supuraba pus.

No podía caminar y luego de ser restaurada fue capaz de correr seis kilómetros diarios. Ahora son evidentes sus deseos de vivir. A donde voy cuento testimonios fuertes para identificar a los escépticos y los creyentes porque nunca falta quien cuestione lo que ve y esa actitud negativa dificulta la obra del Señor.

Mi encuentro personal con la unción del Espíritu Santo fue muy particular. Pasaron muchos servicios en la iglesia a la que asistía antes que me embriagara. Yo sentía envidia de mi esposa Sonia y de todos aquellos que eran llenos del Espíritu de inmediato. Todos se caían menos yo. Llegó un momento cuando preferí tirarme. Anhelaba la unción con todas mis fuerzas.

Cuando le pregunté al Señor porqué no me tocaba, su respuesta fue: “el problema es tu fe. Mírate, tienes dinero en tu cuenta y no eres capaz de comprarte un par de zapatos con tranquilidad, parece que no confías”. Allí comenzó el avivamiento en mi vida. Le creí al Señor como San Agustín quien en el seminario donde estudiaba para cura le pidieron que fuera a ver a unas vacas volando. Él salió a la ventana y el monje que lo había enviado le preguntó porqué era tan ingenuo y el respondió: “prefiero ser ingenuo y no pensar que los monjes mientan”. Con esa misma fe, al día siguiente de que el Señor me cuestionara fui a comprarme ropa y zapatos. Esa noche, en nuestra habitación, el poder de Dios vino sobre mi esposa y sobre mí con tal fuerza que sentimos cómo se hundía la cama. Fue sobrenatural.

Muchas veces antes de la unción hay frustración. Antes de ser usados por Dios el vacío de su presencia es tangible y deprimente. Si tienes hambre del Señor persiste en tu fe y Él te llenará. Si yo perseguí a Sonia para que fuera mi novia y se casara conmigo, ¿cómo no iba a perseguir al Espíritu Santo hasta atraparlo?

Cuando finalmente la unción te llena debes aprender a administrarla. Jesús administraba la unción cuando obraba todos los milagros que realizó. Lo primero que debes demostrar es tu generosidad. No puedes ser un hombre ungido y avaro. Dios no confiará su poder a una persona incapaz de compartir lo que tiene.

Integridad para recibir unción

Hechos 5: 1-10 dice: Pero cierto hombre llamado Ananías, con Safira su mujer, vendió una heredad, y sustrajo del precio, sabiéndolo también su mujer; y trayendo sólo una parte, la puso a los pies de los apóstoles. Y dijo Pedro: Ananías, ¿por qué llenó Satanás tu corazón para que mintieses al Espíritu Santo, y sustrajeses del precio de la heredad? Reteniéndola, ¿no se te quedaba a ti? y vendida, ¿no estaba en tu poder? ¿Por qué pusiste esto en tu corazón? No has mentido a los hombres, sino a Dios. Al oír Ananías estas palabras, cayó y expiró. Y vino un gran temor sobre todos los que lo oyeron. Y levantándose los jóvenes, lo envolvieron, y sacándolo, lo sepultaron.


Pasado un lapso como de tres horas, sucedió que entró su mujer, no sabiendo lo que había acontecido. Entonces Pedro le dijo: Dime, ¿vendisteis en tanto la heredad? Y ella dijo: Sí, en tanto. Y Pedro le dijo: ¿Por qué convinisteis en tentar al Espíritu del Señor? He aquí a la puerta los pies de los que han sepultado a tu marido, y te sacarán a ti. Al instante ella cayó a los pies de él, y expiró; y cuando entraron los jóvenes, la hallaron muerta; y la sacaron, y la sepultaron junto a su marido.

En este momento es cuando los apóstoles empezaban a recibir cien veces más de lo que habían dado. Pedro sólo hizo una pequeña pregunta para probar la integridad de estas dos personas. Estaba aprendiendo a administrar la unción que recibió.

El poder de Dios sobre la vida de un necio no conviene, más bien debe estar en manos de un sabio, de aquel que no busque la unción, sino al dador de esta. Alguien que no busca ser usado para sanar, sino al sanador. El Señor busca corazones íntegros y honestos que puede usar con confianza. Ahora hay mucho exhibicionismo. Algunos buscan el glamour que acompañan los estadios llenos y la fama. El poder de Dios debe ser utilizado para bendecir a los demás, jamás para buscar protagonismo.

Yo lo tengo claro, en uno de los congresos en el extranjero celebraron mi cumpleaños con muchos regalos y fiestas y ni me conocían. Yo les dije: “Ustedes no aman a Cash Luna sino al que le acompaña. Pero si Él no estuviera conmigo, no me darían nada. Yo lo entiendo, tengo los pies sobre la tierra”. Sé de qué se trata todo esto. Con mi esposa Sonia jamás buscamos la unción para tener una iglesia grande. La buscamos porque tenemos hambre de Dios, todo lo demás viene porque Él se quiere derramar. Temo que algunos de ustedes busquen al Señor por la razón equivocada pero tengo fe en que el Espíritu Santo cambiará esas razones erróneas.

Pastores y evangelistas, prediquen para satisfacer la necesidad de la gente de aprender, jamás lo hagan por satisfacer su necesidad de enseñar. No usen su imaginación para verse predicando en un estadio, úsenla para ver milagros en aquellos a quienes ministran.

La verdadera motivación

Hechos 8:19-23 relata: diciendo: Dadme también a mí este poder, para que cualquiera a quien yo impusiere las manos reciba el Espíritu Santo. Entonces Pedro le dijo: Tu dinero perezca contigo, porque has pensado que el don de Dios se obtiene con dinero. No tienes tú parte ni suerte en este asunto, porque tu corazón no es recto delante de Dios. Arrepiéntete, pues, de esta tu maldad, y ruega a Dios, si quizá te sea perdonado el pensamiento de tu corazón; porque en hiel de amargura y en prisión de maldad veo que estás.

Simón el mago estaba amargado porque ya no era el grande en su pueblo, entonces quería la unción para recuperar su protagonismo. Deja de buscar a Dios para ser grande, sólo Él es grande. No lo busques por el motivo equivocado. No te engañes. Nos morimos sin él. Siento un pánico de muerte tan solo con imaginar mi vida lejos de Dios.

En Lucas 5: 17 leemos: Aconteció un día, que él estaba enseñando, y estaban sentados los fariseos y doctores de la ley, los cuales habían venido de todas las aldeas de Galilea, y de Judea y Jerusalén; y el poder del Señor estaba con él para sanar.
En ese momento Jesús tenía el poder pero no lo estaba utilizando. Cuando estás enseñando tienes el poder aunque no lo utilices. Es importante que como administrador te asegures de la fe de tu audiencia. A las cruzadas o iglesias a donde vamos, suelen invitarme varias veces antes de que acepte porque tengo que asegurarme que en esos lugares hay fe, de lo contrario mi presencia no tiene sentido.

La responsabilidad de ser un administrador

1ra. de Pedro 4:10-11 lo dice claramente: Cada uno según el don que ha recibido, minístrelo a los otros, como buenos administradores de la multiforme gracia de Dios. Si alguno habla, hable conforme a las palabras de Dios; si alguno ministra, ministre conforme al poder que Dios da, para que en todo sea Dios glorificado por Jesucristo, a quien pertenecen la gloria y el imperio por los siglos de los siglos. Amén.

Administrar es la clave.
Todos quieren unción pero para recibirla tienes que demostrar ser buen administrador de tus finanzas, familia, tiempo y salud. No le dará Su poder capaz de resucitar a los muertos a alguien que lleva una vida desordenada. Los administradores tenemos que ser hallado fieles.



La unción es la manifestación tangible del poder de Dios. Dársela a un irresponsable es como darle a nitroglicerina a alguien que tiene mal de parkinson. Me esmero en administrar bien todo para dar seguridad de que soy capaz de administrar Su poder. La unción trae todos los recursos que se necesiten para la visión. Es hora de que tengamos gente ungida responsable. Es tiempo de buenos administradores de Su palabra y su poder.

Confía en Dios. Él hace más donde encuentra confianza que donde encuentra toda una teología. Entrégale tu anhelo de servirle desinteresadamente. Pídele que te use y que además te enseñe el poder de sembrar, cosechar y administrar todo cuanto te provea

_________________
Construimos paginas web cristianas a muy bajo precio en Colombia para tu iglesia local, ministerio personal, contactanos, haz click en la imagen


PREDICADOR
Editor del Sitio
Editor del Sitio

Mensajes: 626
Reputación: 0
Fecha de inscripción: 21/02/2012
Edad: 42
Localización: Colombia

Ver perfil de usuario http://sermonescristianos.foroactivos.net

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.